04 Jun

Como buscar inversores para tu startup

Es habitual que muchos emprendedores no sepan filtrar bien el perfil de inversores a los que tienen que acudir en cada fase de la empresa, a pesar de que somos muchos los que llevamos años explicando las diferentes fases de inversión en cada startup. Lo primero que tienes que hacer es identificar el momento en el que estás para ser lo más eficaz posible.

Como hemos recordado muchas veces lo primero es la inversión de los propios emprendedores, siempre en medida de las posibilidades reales que tenga cada uno. Si el inversor saber que determinado emprendedor tiene dinero querrá que se involucré en función de sus posibilidades.

La siguiente fase, que insisto es más importante de lo que la gente piensa es conseguir dinero de tu entorno más cercano, los llamados “Friends, Family & Fools”. Es importante conseguir el apoyo de familiares, antiguos compañeros de estudios o compañeros de trabajo.

Pero ahora entramos en lo importante, conseguir los primeros inversores profesionales en la startup. Lo importante es filtrar bien los inversores con los que tengo que hablar, aquí viene la primera duda: ¿Contacto con todos los inversores o selecciono los que tengan sinergías con mi negocio? Está es la pregunta que muchos emprendedores me dicen y como buen gallego yo debería responder “depende”. La realidad es que nunca sabes quién puede acabar invirtiendo en tu empresa y aportándote mucho más de lo que te esperas a nivel de valor añadido. En consiguiente en mi opinión de la cantidad sale la calidad, es decir sería recomendable contactar con los máximos posibles, pero empezando selectivamente por business angels más activos y expertos en mi vertical de negocio. Como me dicen muchos emprendedores hay muchos inversores que dicen que invierten y sólo “cotillean”. Lo más importante es averiguar cual es el ticket habitual de ese inversor, en que fase invierte, si en la actualidad está activo, que sectores le gustan más y si tiene limitaciones geográficas. Para ello te recomiendo tener la Guía El Referente donde podrás ver todos los business angels, vehículos de inversión y fondos de capital riesgo que hay en España. Para saber si están activos, y cuales han sido sus últimas inversiones, te recomiendo seguirles en redes sociales (principalmente Twitter y Linkedin) y visitar su perfil en Crunchbase. El siguiente paso es contactar, ningún inversor hacemos ascos a un frio email o mensaje por Linkedin, aunque lógicamente si tienes algún contacto en común que te hace la introducción lo tendré mucho más en cuenta que si contactas a puerta fría. Pero repito, ninguna base de datos sabe que tal o tal inversor están interesados en un sector y si ahora mismo tienen o no tienen cash para invertir, eso debes averiguarlo tu solito.

A mi me gusta separar la diferencia entre inversor privado y business angel, para mi estos últimos son gente que ha sido emprendedor de éxito previamente en el sector digital. Y tener éxito es ganar dinero (mucho) con sus negocios, pero además deben tener una serie de conocimientos que pueden ser muy interesantes para la startup: saber fichar gente, tener contactos, aportar experiencia, ideas, etc…. También podemos conseguir inversores privados, pero para esos no tienes que ir a ninguna guía o base de datos, los puedes conseguir en muchos sitios (redes de inversores, foros de inversión, eventos, en la calle, etc….). En está fase también puedes contactar con family offices, redes de inversores, BAN’s, pledge funds, etc….

Ahora viene otro de los dilemas, ¿Cuando contacto con un fondo de inversión profesional? Y otra vez la respuesta es depende, depende del equipo, depende de las métricas de negocio, depende de lo “hot” que ahora esté ese sector, … Los VC’s profesionales (para mi, los regulados por la CNMV), están estructurados en fondos seed (Encomenda, Sabadell, Inveready, Samaipata, Caixa Capital Risc, Seedrocket, …) y los más growth (Nauta, Seaya, Kibo, Kfund, Bonsai, All Iron, Axon, Mundiventures, The Venture City, …). Aunque cabe decir que algunos fondos growth pueden invertir en seed, pero su inversión seed puede ser mínimo 250-300k (ej: Kfund) o algunos como All Iron a pesar de tener un fondo de 120M pueden hacer inversiones de 100-200k.

Pero vayamos a lo importante, que es cuando contacto, si el equipo de la startup ya ha emprendido anteriormente con éxito o bien han sido directivos clave en el éxito de empresas de éxito a lo mejor pueden saltarse alguna etapa e ir directamente a inversores que normalmente entran más tarde. Pero en general cuando tu tienes las primeras métricas ya puedes acudir a un VC Seed, lógicamente yo te recomiendo Encomenda Smart Capital, donde soy General Partner, pero hay otros que lo están haciendo muy bien y te he mencionado un poco más atrás. Un VC si puede invertir en un power point si tiene amplia confianza en el equipo (basado en sus experiencias previas) y le gusta el mercado, pero eso no ocurre en la mayoría de los casos, por eso los fondos de inversión descartamos inicialmente +95% de las startups que nos llegan. Eso NO significa que las startups descartadas sean malas, sólo que aún no están preparadas para un VC o bien en ese momento el fondo tiene un deal flow de superior calidad. Si el crecimiento es bueno, y ya estás empezando la fase de internacionalización es el momento de acudir a un VC Growth, normalmente la mayoría de estos fondos en España se mueven en inversiones entre 1 y 3 millones, así que si buscas rondas de 5M€ para arriba lo normal es que acudas a inversores internacionales. Bastará con investigar quiénes han invertido en otras startups españolas y que importes para saber con quién tienes que contactar.

 

Share with:


Emprendedor e inversor en startups tecnológicas. 🏭Nuclio Venture Builder (Housfy, Eelp!, Finteca, Verone, ...). 💶Encomenda Smart Capital (VC seed) 🚀Conector Startup Accelerator (Barcelona, Madrid, Galicia, Baleares) 🏢VP de Barcelona Tech City 🍺First Tuesday (Barcelona y Madrid) 🖥Nuclio Digital School 📚Autor de “Los Principales Errores de los Emprendedores” 🗃 Grupo ITnet, Akamon Entertainment, ...

    Comments

  1. juan
    4 junio, 2019

    Yo veo la situación muy complicada. A diferencia de 2007 donde tuve otra startup cuando había seed pero no había dinero para crecer ahora con fondos más grandes el dinero entra después con métricas que tal vez sin dinero (por ejemplo en B2B a grandes empresas con ciclos de venta largos) no se puede llegar. Es cierto que hay más dinero que nunca pero muy concentrado en fases que ya no son iniciales.

    Tampoco estoy de acuerdo con lo de los FFF. Nosotros invertimos dinero de ahorros (de lo que habíamos sacado por la anterior que tuvo un exit modesto) pero soy reacio a para dar confianza a inversores embarcar la familia y amigos si no son pudientes. Embarcar a los FFF muchas veces va contra la regla «invierte solo lo que puedas permitirte perder». Creo que el emprendedor tiene que arriesgar con ahorro suyo y con coste de oportunidad pero no creo que el emprendedor deba comprometer a su familia y amigos. Si ya es duro emprender y tiene impacto en el alrededor porque la vida «deja de ser fácil» como para que además se haga más complicada porque la decepción del entorno si todo va mal o despacio se incremente por «su pérdida».

    Al final como en todos las cosas, los contactos y círculos personales de cada cual cuentan y las inversiones pequeñas y muy seed de fondos que ahora son grandes están muy condicionadas por eso, pero no dejan de ser una lotería.

    Dado que gran parte de los fondos vienen de lo público (CDTI capital Riesgo, ICO, ENISA capital riesgo) creo que deberían fijarse criterios de inversión para que los fondos estén debidamente distribuidos para todas las fases. Software de impacto, digamos un Twilio como API de comunicaciones, un MongoDB como base de datos relacional, etc serían muy difíciles de construir desde España porque hay que tener un producto acabado antes de cualquier métrica. Siempre puede haber excepciones que con un MVP consigan un cliente que financie el acabado del producto, pero no dejarán de ser outliers o excepciones.

    En mi opinión falta seed controlado, entendiendo por controlado que tenga reglas para que el emprendedor no se aproveche ni con un salario excesivo ni gastanto en «tontás» como futbolines el dinero de los inversores. Hace falta más asunción de riesgo por parte de los inversores y menos frivolidad por parte de algunos emprendedores.

    Responder

Leave A Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *